EDITORIAL

REINVENCIÓN DEL PRESIDENCIALISMO







*Autoderrotas conservadoras
*Memoria y rescate cultural
*Materializando derechos
*Nadie atrás


VLADIMIR ROTHSCHUH


El Primer Informe de Gobierno es de suyo el constitucional frente a los dos restantes informes que se habrán de denominar presidenciales, en una práctica que es el nuevo ejercicio soberano del mandato popular del presidente López Obrador. Los primeros cien días y el triunfo de julio seccionaron lo avanzado por la Cuarta Transformación, siendo el Informe de septiembre  achicado por el presidente López Obrador para acabar con los excesos farragosos y fatigantes de la auto exaltación del viejo presidencialismo. Y así lo enmarcó para sus escuchas, críticos y en especial sus consejeros que diseñaron un abultado texto, pues en cierta medida cada mañanera es una rendición de cuentas en donde no se ha visto menguar ni el ánimo presidencial, ni sus alcances transformadores. Esta vez el Primer Mandatario definió su gobierno como un presidencialismo no injerencista en economía y democracia, salvo en lo social donde tiene lugar la Economía Moral que a diferencia del neoliberalismo apuesta por el desarrollo de los hogares y su gasto familiar. El Presidente de México impone con su ética el devenir del Estado de Derecho o que traducido por López Obrador es honrada medianía, el respeto al derecho ajeno, nadie al margen o por encima de la legalidad, pero que no es suficiente encarnado en su persona sino que debe ir hasta la ley como se los expresó a los legisladores con quines se reunió previo  informe constitucional y en el mismo, les exigió vacunar las malas y buenas prácticas de los gobernantes sacando cuando antes la revocación de mandato, la consulta popular y eliminación del fuero comenzando por el Jefe de Estado y restantes miembros de los Poderes. La figura moral está encarnada en el Presidente de México, está visto que ni Morena, ni todos los miembros del Gabinete pueden sostener juntos esa unidad juarista que ahora los cobija pero a su vez los abandona, el Informe Constitucional permitió al presidente López Obrador referir que se apega al mandato de servir a ricos y a pobres, a letrados y posalfabetas, a derechas e izquierdas, a conservadores y reaccionarios, otro elemento más de por qué no gobierna para un partido, para una claque, para una camarilla, se asume juarista hasta el tuétano marcando el hilo conductor hacia el pasado de Madero, Cárdenas y Juárez, hacia un futuro que habrá de tomarlo indudablemente, como referente del siglo XXI.



Nuestra Constitución fue socialmente innovadora en el siglo pasado, muchos derechos de papel y tinta merecen refrescarse ahora bajo la 4T como es una vida sana y alejada de los placebos asistencialistas cuya máxima figura fue el impopular e inseguro programa de hospitales abandonados, sin médicos, sin enfermeras y sin medicinas. en el Primer Informe los derechos recuperados  en la 4T van de la mano del derecho a la salud a toda la población y que actualmente se integra en abasto de medicamentos, abasto de médicos y enfermeras, infraestructura hospitalaria y  basificación de 80 mil trabajadores del sistema sanitario; es decir, la transformación de una herencia que todavía hace estragos en su molestia por las consolidaciones que acaban con los favoritismos de la industria farmacéutica. Ahí radica la perversidad que  hubo por unos días con los retrovirales y medicamentos para paliar una mal llamada enfermedad como el cáncer cuyo origen es emocional pero que las farmacéuticas han convertido en lucro. No es fácil convencer a las familias con enfermos terminales de que ellos son los primeros responsables por haber dañado emocionalmente a su pariente, la Ley de Hamer es de hierro aunque la hayan querido quebrantar las mafias batas blancas alemanas y en el sistema sanitario neoliberal se le satanice por contravenir los multimillonarios negocios de las patentes. Para bien de todos, el presidente López Obrador adelantó en este Primer Informe que el sector salud tendrá otro empujón con un incremento de 40 mil millones de pesos adicionales para financiar las acciones destinadas a mejorar la atención médica y a garantizar la gratuidad en los medicamentos.



A unas horas del informe del presidente López Obrador, la señora Beatriz Gutiérrez Müller fue la figura principal en el rescate de la memoria cultural histórica con los exvotos recuperados por la Secretaría de Cultura en convenios con las autoridades italianas. Ante la salida genial de que no solamente de pan vive el hombre, referido por el presidente López Obrador en su reciente Informe, la cultura es el poder suave y blando que distante, se caracteriza por corromper las entrañas sociales como sucedió bajo el neoliberalismo y, cuando es próximo como ahora en la Cuarta Transformación, equivale a no dejar a nadie atrás e ir al piso comunitario con una diversidad de programas en reflejo de la pluralidad de los muchos Méxicos que componen  nuestra geografía. El comunitarismo avivado en la agenda cultural toca el mejor lado sensible del presidente López Obrador como un hombre nacido abajo como Juárez y llevado arriba por las virtudes liberales y que, valga repetirlo, concentra en la bitácora lopezobradorista la sintonía con el movimiento social y humanista del siglo diecinueve en Rusia y Estados Unidos que en voz suya manifestó el presidente en su informe invocando a Horacio, cuando mira las virtudes del pueblo mexicano y de sus comunidades a estimular y a rescatar, lo que coincide con la cultura comunitaria que vertebra el enorme proyecto cultural de la 4T. Ciertamente no sólo de pan vive el hombre, también pinta, edita, canta, en la versión moderna del ágora desconcentrada de las grandes urbes o de las capitales de los estados, para ir a dinamizar en los municipios la paz social.



Escogió Sonora el presidente López Obrador para arrancar su agenda post informe presidencial para rememorar a los caudillos revolucionarios y la gesta de Cananea, haciendo hincapié que con la Gobernadora hay mucha cercanía institucional. La gira por sí misma aducía a otra más del breviario pero luego de que hay varios sonorenses metidos en el proyecto de Futuro XXI y que jocosamente el Primer Mandatario vinculó a una aseguradora porque se trata de políticos  de poca honestidad, atreviéndose el domingo a reclamar entre el Ángel de la Independencia y el Monumento a la Revolución en la CDMX lo que como políticos y gobernantes fueron incapaces de hacer. Ahí frente a la clase  sonorense el presidente López Obrador pidió que los conservadores ‘busquen psicólogos para tratarse esa enfermedad de ambición al dinero, porque si no, no van a poder estar tranquilos, van a andar siempre muy nerviosos, como desquiciados, así como hay algunos que no aceptan la nueva realidad y quisieran que continuara lo mismo, que siguiera la robadera, el bandidaje oficial’.  Reiteró o retomó el Primer Mandatario lo dicho en el Informe a las oposiciones en el cierre de su mensaje, están moralmente derrotadas y en los hechos lo confirmó con los padres de la Guardería ABC víctimas en primera y segunda ocasión de quienes aseguran ser el Futuro del Siglo XXI.



www.twitter.com/vladrothschuh
vladyroth@gmail.com